Desde La Parroquia. Todos a votar

Desde La Parroquia. Todos a votar

Por Mar Morales

Ya sé. Suena como mantra eso de llamar a todos a las urnas, pero de verdad hay que hacerlo, tanto por las razones que todos conocemos como por el esfuerzo que cada uno de los aspirantes a puestos de elección popular y sus simpatizantes realizaron en estas elecciones catalogadas como históricas.

Y es que había miedo, incertidumbre, preocupación. 

Estamos en medio de una pandemia que aún no acaba y teníamos que andar en la calle solicitando el voto. Eso merece un aplauso porque su propia vida y la de sus familias iba de por medio.

Y no solo la pandemia, la inseguridad era otro de los miedos. 

Hubo violencia, sí, incluso desde antes de la contienda, donde varios precandidatos fueron asesinados.

En nuestro estado desde febrero supimos del asesinato de Carla Enriquez Merlín  y de su madre, Gladys Merlín Castro, homicidios que hasta la fecha siguen sin quedar resueltos.

En otros estados del país también ha habido decesos y amenazas.

Y pese a que, hay que decirlo, no han sido unas elecciones bañadas en sangre, no debió fallecer nadie. Una vida vale oro.

Estas elecciones, grandes en contenido e importancia, no merecen nuestra apatía. Son más de 20 mil cargos los que se van a elegir y de esa elección depende nuestro futuro como país, tan importante en tiempos pandémicos y post pandémicos.

Hay miles de familias fragmentadas, en duelo por la pérdida de uno o varios de sus miembros, hay desempleo, hay huérfanos que merecen seguir con sus estudios y no tienen los recursos.

No, no es votar por “fregar” al partido que nos caiga mal; tampoco es hacerlo para obtener beneficios personales. Es un voto por el bien común y de verdad espero que lo hagan con conciencia y que aquellos que salgan beneficiados con el voto entiendan el tamaño de la responsabilidad que tienen en sus manos y que no haya oportunismos ni oportunistas. México no se lo merece.

LA REQUISA DEL PUERTO: OTRA TAREA PENDIENTE

Ayer 1 de junio se cumplió un año más de la requisa del Puerto de Veracruz y aunque se diga que hay avances en el tema, la solución no ha llegado.

A finales del año pasado entrevisté a Alejandro Pulido,  apoderado legal de los sindicatos de maniobristas, checadores y estibadores del puerto de Veracruz y se mostraba optimista con la pronta solución, misma que no ha llegado.

La requisa llevada a cabo por el ex presidente Carlos Salinas dejó en la calle a cientos de familias, cuya esperanza de que esto termine y se resuelva a su favor aún continúa.

No es un tema menor y sigue en el tintero.

Ojalá pronto se obtenga una respuesta, pues entre el gremio, la mayoría adultos mayores,  hay 30 años de espera y de fe en aquellos que han prometido que no se dará carpetazo.

Esperemos… 

Deja una respuesta